Derecho

Incorrecta, la fiscalización del INE a partidos y candidatos: Pamela San Martín

  • La consejera fue la única que se inconformó y evidenció las anomalías en los dictámenes

20

 

Ciudad de México

 

El sistema de fiscalización del Instituto Nacional Electoral (INE) no permite cuantificar de manera correcta los gastos de los partidos y los candidatos, en consecuencia, llegar a una conclusión veraz sobre si rebasaron o no los gastos de campaña, aseveró la Consejera Pamela San Martín Ríos.

“El ejercicio de fiscalización no fue efectivo y que el contenido de los documentos no permite arribar a conclusiones ciertas ni cumple con las obligaciones que en materia de rendición de cuentas estamos obligados tanto los partidos políticos como esta autoridad”, expresó.

Aseveró que los documentos no son un soporte necesario, por ello, fue la única consejera que votó en contra de los dictámenes del Consejo General del INE sobre la fiscalización de los partidos y recomendó que los mismos fueran devueltos para su revisión.

“No puedo compartir la satisfacción con los resultados que este ejercicio arroja, me parece que los Consejeros Electorales como integrantes del máximo órgano de Dirección de este Instituto, debemos realizar un análisis objetivo de los Dictámenes y Resoluciones, precisamente a la luz de los objetivos de la función de fiscalización que nos ha sido encomendada”, dijo.

En la sesión del pasado 20 de julio, Pamela San Martín señaló que no se contó con información exacta sobre los gastos prorrateados, en consecuencia no permite a la autoridad identificar a quiénes beneficia la propaganda reportada por los partidos políticos.

Y agregó que es importante tener certeza de la información, porque lo que se analiza es si hubo o no rebase de tope de gastos campaña.

Asimismo, precisó que no se cuenta con una base de datos única y final sobre el monto y origen de los ingresos y el monto y destino de los gastos, tampoco de los que les fueron determinados por la auditoría.

“Si bien reconozco el esfuerzo realizado por la Unidad Técnica de Fiscalización y las condiciones tan adversas en las que desarrolló sus funciones, no puedo acompañar como parte de la normalidad de este Instituto, un ejercicio en el que se omita realizar investigaciones más exhaustivas y ejercer a plenitud las facultades conferidas a este Instituto, tanto para confirmar operaciones con terceros, como con autoridades fiscales y bancarias”.

Señaló que el nuevo Modelo de Fiscalización se norma por un estricto cumplimiento de los tiempos y condiciones, sin embargo no se cumplieron, pero al “obviarlos sin una reflexión crítica no fortalece esta autoridad ni a la Unidad Técnica, sino que genera un mal precedente en el que las deficiencias de fiscalización se sustituyen por sanciones que en el espacio público pueden ser espectaculares, pero que por las causas expuestas no cuentan con un sustento suficiente”.

También, acusó de que en las auditorías no contemplaron el gasto de los representantes de partido en las casillas, pues aseguró que las encuestas arrojadas el día de elección demuestran que estos recibieron una remuneración por su labor.

 

“Este punto me parece trascendente porque su cuantificación como Gastos de Campaña deriva, precisamente, de un mandato de la Suprema Corte de Justicia de la Nación al declarar inconstitucional el artículo de la Ley General de Partidos Políticos por el que se establecía que debían considerarse como gastos ordinarios”.

Por todo ello, la consejera exigió que los dictámenes fueran devueltos para tener información clara.

 

Tal vez le interese
Metepec será ejemplo a nivel nacional en materia de transparencia aseguró Gabriela Gamboa
En cuatro años, Eruviel Ávila cumple con más de 5 mil compromisos
Peleó Juan Manuel Zepeda para que se reasignaran más recursos a la UAEM